El sol brillaba, y aunque las temperaturas no eran especialmente altas, las ganas de disfrutar de un día único hicieron que Santa Ana acogiese a cientos de vecinos y visitantes, el sábado, en unas jornadas festivas, con la rosa del azafrán como protagonista.

Y todos nosotros, vivimos entusiasmados esta fiesta, y celebramos la importancia de mantener las tradiciones y poder transmitirlas de generación en generación. Algo que a mi personalmente me fascina y es lo que intento hacer día a día con mis sobrinos, que poco a poco, cogen las riendas de este negocio, y me sorprenden con su constancia y esfuerzo.

Mi sobrino, Adrián, de 18 años, ya lo conocen, un joven apasionado al que poco a poco le transmito el arte del queso manchego. Y en estas fotos también pueden ver a mi sobrina, Mireya, de 20 años, que lucía su sonrisa en nuestro stand de quesos Julián Olivas y estaba encantada de recibir y atender a todos los que por allí pasaron.

Dicen que aquel que no es feliz con lo que tiene, difícilmente lo será con lo que le falta. Y nosotros estamos especialmente orgullosos de nuestras raíces. Porque esta humilde pedanía hace que perdure en el tiempo este cultivo tradicional, gracias a estas familias que dedican unas hectáreas de terreno a la siembra y recolección del azafrán. Y de esas tierras, cada día se recoge rosa del azafrán.

Entre 800 y 1.000 visitantes pasaron por nuestra pedanía para vivir esta fiesta, que, además, este año se ha vivido de una forma muy especial y significativa. Se afrontó con mucha ilusión porque se recupera este festejo donde estuvieron los mejores grupos de folklore del panorama nacional y la feria de artesanía. Y donde las ganas de volver a salir, de contacto humano y, en definitiva, de vivir, que tanto ha frenado esta pandemia, volvieron a salir a flote. Y tengo que decirlo: ¡Fue una auténtica maravilla!

Es un lujo que uno de nuestros barrios rurales de la provincia,Santa Ana, celebre uno de los dos festivales que se celebran en España en torno al oro rojo.

Fotos de: Antonio Alfaro y Grupo de danzas Folclore Abuela Santa Ana